Nuevos horarios en NY para la venta de alcohol; en Alto Manhattan existen decenas de negocios

Actualidad 20 de octubre de 2023 JC JC
z z z z  Nuevos horarios en NY para la venta de alcohol

Por Ramón Mercedes

NUEVA YORK.- La gobernadora de este estado, Kathy Hochul, firmó esta semana una serie de leyes sobre el alcohol, para aliviar la carga de las pequeñas empresas, de las cuales en el Alto Manhattan existen decenas.

Entre ellas, nuevos horarios para los negocios que venden bebidas alcohólicas al detalle; ahora podrán abrir los domingos más temprano, desde las 10:00 AM hasta las 10:00 PM. Anteriormente solo podían abrir a partir del mediodía hasta las 9:00 PM.

Asimismo, la ampliación de un año a tres la duración de la licencia de alcohol para las empresas. Los comercios podrán preparar y conservar bebidas que contengan alcohol en máquinas expendedoras presurizadas y las tiendas minoristas podrán ahora ofrecer regalos complementarios y artículos promocionales relacionados con la venta de vinos y licores.

Cabe destacar que las nuevas normas ahora coinciden con las horas en las que los restaurantes y bares de NY tienen permitido vender alcohol desde 2016, igualando así las condiciones. 

"En todo NY, las cervecerías, destilerías y otras empresas de bebidas alcohólicas están creando puestos de trabajo y ampliando las oportunidades económicas", afirmó la gobernadora.

Dijo que la nueva legislación es parte de un esfuerzo para modernizar las leyes estatales sobre el alcohol, algunas de las cuales se remontan a finales de la Era de la Prohibición.

Sin embargo, parece poco probable que se apruebe un proyecto de ley para permitir la venta de vino en los supermercados. Los propietarios de las licorerías del estado, que durante mucho tiempo han detentado el monopolio del mercado, insisten en que sería perjudicial para su negocio.

A pesar de que otros 40 estados de Estados Unidos permiten el vino en las estanterías de los supermercados, la senadora estatal Liz Krueger ha declarado »sé que no lo conseguiremos este año, pero espero que los neoyorquinos echen un vistazo a todo nuestro planteamiento sobre cómo y dónde vendemos los distintos tipos de alcohol y digan: Esto ya no tiene sentido«, sentenció.

Te puede interesar
Lo más visto

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email